José Manuel Moreno
@josemorenoco

A falta de los números de las ventas de PPV de la pelea entre Manny Pacquiao y Timothy Bradley del pasado sábado, las primeras cifras de ventas de entradas son algo decepcionantes. Asistieron al MGM Grand Arena de Las Vegas un total de 14.009 de espectadores de pago, que dejaron en taquilla 5.693.000 euros, quedándose en taquilla sin venderse un total de 894 entradas. En la primera pelea entre ambos pugilistas en junio de 2012, también en el MGM Grand, la pelea generó una taquilla de 6.480.000 euros.

Aquel entonces se vendieron sin embargo menos tickets, exactamente 13.229. La tercera pelea de Pacquiao con Juan Manuel Márquez generó 8.431.000 euros, la cuarta de la saga 7.882.000 euros y el récord en un combate de Pacquiao data de su victoria ante Óscar de la Hoya con una taquilla de 10.408.000 euros mientras que el récord histórico en el estado de Nevada pertenece al Mayweather-Canelo del pasado mes de septiembre, con 16.146 entradas vendidas y una recaudación récord de 14.480.000 euros, lo que denota que Mayweather sigue siendo más taquillero que Pacquiao, y que desde luego el record del Mayweather-Canelo sería más que probablemente superado por un hipotético y anhelado Mayweather-Pacquiao.