Juan Ferrero
Foto: Mauricio Falcón

¿Dinero o simple prestigio? Saúl ‘Canelo’ Álvarez lleva tiempo retando, con Óscar de la Hoya como altavoz, a Floyd Mayweather y a Gennady Golovkin para rellenar su agenda con una velada que marque un antes y un después en cuanto a ingresos. El púgil mexicano tiene ya una pelea cerrada con Daniel Jacobs para el 4 de mayo en Las Vegas, pero tiene la mente puesta para después de la misma.
A sus 28 años, “Canelo” Álvarez no parece dispuesto a dejar pasar el tren rumbo a la leyenda. Con solo una derrota en su casillero tras 54 peleas, el mexicano quiere seguir escribiendo su carrera con letras doradas. Dos nombres rondan su cabeza desde hace tiempo para subirse al cuadrilátero, al menos una vez más en este 2019 tras su cita fijada con Jacobs, ante quien tiene todo cara para sumar la victoria. Le avala su palmarés pero sobre todo su triunfo sobre Gennady Golovkin en 2018 y le respaldan las apuestas parciales y finales en ‘bookies’ como Betfair con su cash out. Dicho de otra manera y dado su historial, parece obvio que ‘Canelo’ es la opción más fiable para retirar ganancias en cualquiera de los posibles mercados en directo en el transcurso del combate ante el púgil de Brooklyn.

Pendiente de Mayweather

Foto: SportsAngle.com

Dio el paso a profesional en 2005 y, más de una década después, solo Mayweather sabe lo que es derrotarle. Es la principal razón por la cual le ha pedido en reiteradas ocasiones la revancha. Hasta ahora, siempre encontró un ‘no’ por respuesta, pero se habla ya de cifras astronómicas ante un eventual cara a cara entre ambos, y ya se sabe que por dinero Mayweather es capaz incluso de subirse incluso al octógono. Retirado del boxeo desde 2015, la tentación de dar una segunda oportunidad a ‘Canelo’ parece más apetecible que nunca. Más predispuesto, en cualquier caso, a intercambiar guantes siempre estuvo GGG. De hecho, se avecina un tercer capítulo para completar la trilogía de peleas con ambos de protagonistas.

Los dos grandes iconos del peso medio del momento iniciaron su historia en común en 2017, finalizando aquel combate en un controvertido empate. La opinión pública alzó la voz al entender que el triunfo debió ser para el kazajo, de ahí que en 2018 se volvieron a enfrentar solo unos meses después de hacerlo por primera vez. En esta segunda ocasión, la victoria cayó, ya sin polémica, del lado del natural de Jalisco. Lo que nadie puede negar es que los combates estuvieron muy parejos, por lo que una tercera cita podría cerrar cualquier posible debate. GGG acaba de firmar un suculento contrato con DAZN, plataforma de deporte en streaming, y necesita rivales para cubrir el cupo de peleas pactado con dicha empresa. El interés de ‘Canelo’ lo tiene y la respuesta no será hará esperar por parte de kazajo tanto como la de Mayweather, ya que el mexicano ha dado el primer paso.

En definitiva, Daniel Jacobs se presume como un mero aperitivo en el camino de ‘Canelo’, quien quiere todas las condecoraciones posibles ahora que se encuentra en su clímax profesional. Ya ha lanzado el guante a Mayweather y a GGG. ¿Obtendrá dos respuestas positivas? El sí del kazajo parece asegurado.